Saltar al contenido

Todo lo que necesitas saber sobre la declaración de herederos abintestato

En muchas ocasiones, la falta de un testamento puede generar confusiones y conflictos a la hora de repartir los bienes de un fallecido. En estos casos, se debe recurrir a la declaración de herederos abintestato, un proceso legal que determina quiénes son los herederos legales de una persona fallecida sin testamento. En este artículo, te explicaremos todo lo que necesitas saber sobre este procedimiento: desde quiénes pueden solicitarlo hasta los plazos y documentos necesarios para llevarlo a cabo. ¡Sigue leyendo!

Contenido

¿Qué es la declaración de herederos abintestato?

La declaración de herederos abintestato es un proceso legal que se lleva a cabo cuando una persona fallece sin haber dejado testamento o sin que este tenga validez. En estos casos, la ley establece un orden de sucesión para determinar quiénes son los herederos legales del fallecido y en qué proporción deben recibir la herencia.

La declaración de herederos abintestato se realiza ante un juez o notario y requiere la presentación de cierta documentación, como el acta de defunción del fallecido y los certificados de nacimiento y matrimonio de sus posibles herederos. Una vez que se ha verificado la identidad y relación de los herederos, se emite una declaración de herederos abintestato que establece quiénes son los legítimos herederos y en qué porcentaje deben recibir la herencia.

Es importante destacar que la declaración de herederos abintestato solo se realiza cuando no existe testamento o este no es válido. Si el fallecido dejó un testamento válido, se debe llevar a cabo el proceso de sucesión testamentaria, que es diferente y requiere la intervención de un abogado especializado en derecho sucesorio.

Requisitos necesarios para tramitarla

Para poder tramitar la declaración de herederos abintestato, es necesario cumplir ciertos requisitos específicos. A continuación, se detallan los principales:

1. Fallecimiento del causante: Es necesario que la persona fallecida no haya dejado un testamento válido. En caso contrario, la declaración de herederos abintestato no sería necesaria.

2. Acreditación de la defunción: Se debe presentar el certificado de defunción del causante para poder iniciar el trámite.

3. Identificación de los herederos: Es necesario identificar a los herederos legales del causante, quienes serán los beneficiarios de la herencia. Para ello, se debe realizar una investigación exhaustiva para determinar quiénes son los parientes más cercanos del fallecido.

4. Acreditación de la relación de parentesco: Se deben presentar documentos que acrediten la relación de parentesco entre el causante y sus herederos legales, como partidas de nacimiento, matrimonio o defunción.

5. Designación de un representante legal: En algunos casos, es necesario designar a un representante legal para llevar a cabo el trámite de la declaración de herederos abintestato. Este representante puede ser uno de los herederos o una persona ajena a la familia.

Una vez que se cumplen todos estos requisitos, se puede iniciar el trámite de la declaración de herederos abintestato ante un juez o notario. Es importante tener en cuenta que este proceso puede tardar varios meses, dependiendo de la complejidad del caso y de la disponibilidad de los herederos y representantes legales.

Procedimiento para realizar la declaración

Para realizar la declaración de herederos abintestato, es necesario seguir los siguientes pasos:

  1. Solicitud de cita previa: El primer paso es solicitar una cita previa en el juzgado correspondiente. Esta cita se puede solicitar de forma presencial o por internet, dependiendo del juzgado.
  2. Documentación necesaria: En el momento de la cita, se deben presentar los siguientes documentos:
    • Certificado de defunción del fallecido.
    • Certificado de últimas voluntades.
    • Certificado de seguros de vida, si existen.
    • Documento Nacional de Identidad (DNI) del fallecido.
    • DNI de los posibles herederos.
    • Libro de familia.
    • Cualquier otro documento que pueda ser relevante.
  3. Declaración de testigos: Una vez presentada la documentación, se procederá a la declaración de los testigos que puedan acreditar el parentesco con el fallecido y la inexistencia de otros herederos.
  4. Resolución judicial: Tras la declaración de testigos, el juez procederá a dictar una resolución judicial en la que se declare la existencia de los herederos y su porcentaje de participación en la herencia.
  5. Inscripción en el Registro de la Propiedad: Finalmente, se debe proceder a la inscripción de la declaración de herederos en el Registro de la Propiedad correspondiente.

Consejos útiles al hacer la declaración

1. Asegúrate de tener toda la documentación necesaria: Antes de hacer la declaración de herederos abintestato, es importante que recopiles toda la documentación necesaria, como certificados de defunción, actas de nacimiento, matrimonio y defunción de los antepasados, entre otros.

2. Busca asesoramiento legal: Si no estás seguro de cómo hacer la declaración o tienes dudas legales, es recomendable que busques asesoramiento legal para evitar errores que puedan retrasar el proceso o generar problemas legales en el futuro.

3. Revisa cuidadosamente la información: Antes de presentar la declaración, asegúrate de revisar cuidadosamente toda la información proporcionada para evitar errores o inexactitudes que puedan retrasar el proceso.

4. Cumple con los plazos establecidos: Es importante que presentes la declaración dentro de los plazos establecidos por la ley para evitar problemas legales.

5. Mantén una buena comunicación con los demás herederos: Si hay varios herederos involucrados en el proceso, es importante mantener una buena comunicación para evitar malentendidos o conflictos que puedan retrasar el proceso.

Finalmente, la declaración de herederos abintestato puede ser un proceso complejo y tedioso, pero es necesario para resolver la situación legal de una herencia sin testamento. Es importante contar con un abogado especializado en derecho sucesorio que pueda orientar y guiar a los herederos en todo el proceso. Con la información adecuada y la asesoría de un profesional, se puede garantizar una distribución justa y equitativa de los bienes del fallecido.

×